NOTICIA
19-04-2018

¡Cuidado con las emociones al volante! Son peligrosas para tu seguridad vial

Las emociones al volante son peligrosas. Tanto como conducir bajo los efectos del alcohol o drogas. De hecho, según un estudio realizado por Prevensis para Zen Driving, “conducimos drogados por nuestras emociones”.

Mantener una discusión al volante es realmente peligroso en la medida en que afecta la atención del automovilista: de acuerdo con el estudio puede reducir la atención al volante hasta un 26%, lo que sería como conducir con una tasa de alcoholemia de 0,5 gramos.

De acuerdo con el estudio, éstas son las situaciones que más enfadan a los conductores:

  • Que se nos pegue mucho el coche que va detrás
  • Los atascos
  • Tener prisa por llegar rápido
  • Los automovilistas que conducen despacio y ralentizan el flujo del tráfico
  • Los conductores que entorpecen la incorporación a un carril
  • Los automovilistas que se quieren meter (colarse) en un carril en un atasco

El equilibrio emocional es importantísimo mientras manejamos el vehículo; sin embargo, sólo el 7% de los conductores conduce en un estado emocional equilibrado, mientras el 72% tiene un control bajo de sus emociones y el 17% no tiene ningún control.

Además, parece que hay una relación entre la edad y el control emocional. Los más jóvenes son los más impulsivos al volante, sobre todo los hombres de menos de 25 años. Sobre la edad de los 55 años es cuando tenemos un mayor equilibrio al volante.

Por otro lado, según el estudio, los automovilistas casados o con pareja estable son los menos impulsivos cuando conducen.

En Intertaller se hace uso de cookies con la finalidad de recopilar datos estadísticos anónimos de uso de la web, así como la mejora del funcionamiento y personalización de la experiencia de navegación del usuario. Puede cambiar la configuración u obtener más información sobre nuestra política de cookies aquí.