NOTICIA
20-01-2019

¿Qué pasa si se rompe la correa de distribución del coche?

La correa de distribución es uno de esos componentes del vehículo cuyo mantenimiento se realiza preventivamente. La correa de distribución es una pieza realmente importante y en el caso de que se avería o, peor aún, llegue a romperse, puede comprometer a otros muchos componentes del coche que dependen de ella o se relacionan con ella. Por ejemplo, válvulas, pistones, bomba de agua… Estas son algunas de las piezas que trabajan en sintonía con la correa de distribución.

Y es por esto que, si la correa de distribución del coche se rompe, especialmente con el vehículo en marcha, las consecuencias pueden ser desastrosas.

Si la correa de distribución se rompe, se rompe la melodía

Hablábamos unas líneas arriba de la sintonía. En general, todas las piezas y componentes del vehículo deben trabajar de modo armónico y en sintonía para que todo funcione bien.

La armonía y la sintonía tienen mucho que ver con el buen estado de la correa de distribución.

Y es que, si la correa de distribución se rompe, se rompe la melodía del motor y se pueden producir grandes daños en el motor en general, a través de daños en las válvulas y los pistones, por ejemplo.

Por esto, hay que evitar que la correa de distribución llegue a romperse. Y por eso se sustituye de modo preventivo, a fin de evitar males mayores.

La fórmula de mantenimiento perfecta es hacer revisar el coche de forma anual en tu InterTaller de confianza y cambiar la correa de distribución según la recomendación del fabricante (normalmente cuando se alcanza un determinado kilometraje).

Imagen portada noticia
En www.intertaller.com se hace uso de cookies con la finalidad de recopilar datos estadísticos anónimos de uso de la web, así como la mejora del funcionamiento y personalización de la experiencia de navegación del usuario. Puede cambiar la configuración u obtener más información sobre nuestra política de cookies aquí.