NOTICIA
09-11-2016

¿Sabías que en otoño e invierno es cuando más atropellos de animales se producen? ¡Cuidado!

Y parece que no es casualidad, sino que podría coincidir con las temporadas de caza. En determinadas zonas es muy habitual que los automovilistas nos encontremos con animales sueltos y en libertad, sobre todo en carreteras secundarias.

De hecho, el 94% de los conductores ha vivido esta situación, según un estudio del RACC. Sólo en el año 2014 se registraron 801 accidentes con víctimas en los que, de un modo u otro, hubo algún animal implicado.

En el 55% de los accidentes estaría involucrado un animal salvaje y en el 33% un animal doméstico.

Además de los problemas de seguridad vial que esto supone, hay que tener muy en cuenta que el texto reformado de la Ley de Tráfico de 2014, en caso de producirse el atropello a una especie cinegética la responsabilidad será atribuida al automovilista que haya tenido la mala fortuna. Dicho de otro modo, en la mayoría de casos no se podrá reclamar al dueño del coto de caza por los daños personales o en el coche…

Según la legislación vigente, sólo es posible reclamar al propietario del coto si el atropello del animal ha sido consecuencia directa de una acción de caza mayor que haya tenido lugar en ese mismo día o en las 12 horas previas al golpe.

Por otro lado, sí es posible reclamar al titular de la carretera en la que se haya producido el atropello si es que no se ha reparado la valla de cerramiento en plazo o no hay señal específica de animales sueltos en tramos con alta accidentabilidad con animales.

En cambio, cuando el golpe es con un animal doméstico, el responsable de los daños que cause es de su propietario.

Los animales con los que se producen más golpes

De los 801 accidentes relacionados con animales y que tenían víctimas a los que nos referíamos antes:

  • En 167 casos estaba implicado un jabalí,
  • En 45 un corzo,
  • En 20 casos se impactó con un ciervo,
  • En 13 fue zorro el atropellado,
  • Hubo 12 casos por impacto con un conejo

También se han registrado golpes con aves, cabras montesas, gamos, gato montés, liebres…

La mayoría de atropellos, tanto de animales domésticos como de animales en libertad, se producen en horario nocturno y es cuando más hay que extremar las precauciones.

En Intertaller se hace uso de cookies con la finalidad de recopilar datos estadísticos anónimos de uso de la web, así como la mejora del funcionamiento y personalización de la experiencia de navegación del usuario. Puede cambiar la configuración u obtener más información sobre nuestra política de cookies aquí.