NOTICIA
23-05-2017

¿Sufres alergia esta primavera? Consejos para que no te afecte a la hora de conducir

Según diversos estudios, un tercio de la población de nuestro país sufre algún tipo de alergia. El panorama no es demasiado halagüeño: otros estudios inciden en que el cambio climático puede provocar, entre otras cosas, que el 50% de la población sea alérgica…

Para quien no sufre de alergia la primavera sea posiblemente una estación preciosa, con la naturaleza en plena ebullición. Pero para las personas que sufren alergia los problemas e incomodidades no hacen sino comenzar.

Irritación en los ojos, lagrimeo, moqueo, estornudos… La lista de síntomas de la alergia es bastante larga y, reconozcámoslo, molesta para los afectados.

¿Y si sumamos ponerse al volante en esta ecuación?

Como siempre te recordamos desde InterTaller, es muy muy importante la salud del coche, que éste y sus sistemas estén en plena forma. Pero no es en absoluto menos importante la salud de los automovilistas que se sientan en el asiento del conductor, al menos hasta que el coche autónomo nos permita olvidarnos por completo de conducir.

Quienes sufren alergia y tienen que conducir deben ser responsables y valorar su capacidad real de ponerse al volante. Si, por ejemplo, estornudas mucho a causa de la alergia debes tener en cuenta que con cada estornudo cierras los ojos durante unos segundos y, por tanto, no manejas la situación en esos momentos.

Por otro lado, si estás tomando alguna medicación para combatir la alergia debes examinar con cuidado los efectos secundarios de la medicina. Muchos medicamentos contra la alergia producen somnolencia o fatiga, por ejemplo.

A cada uno corresponde decidir si es mejor no conducir hasta que pase la tormenta de alergia o si, por el contrario, con ayuda de algunos pequeños trucos se puede conducir con seguridad a pesar de la alergia.

La clave es tratar de aislarse en lo posible dentro del coche, de forma que el polvo o el polen no nos afecten.

Para ello, te damos cuatro consejos:

  1. Circula siempre con las ventanillas subidas
  2. Evita el uso del aire acondicionado
  3. Si tienes los ojos sensibles, conduce siempre con gafas de sol para evitar el lagrimeo provocado por el polen o los rayos del sol
  4. Al llegar la primavera, haz cambiar el filtro de habitáculo en tu InterTaller de confianza. Muchos vehículos cuentan además con filtro antipolen o filtros avanzados para que el aire del interior del habitáculo sea más saludable. Déjate aconsejar en tu InterTaller de confianza.

Pero recuerda: si no puedes parar de estornudar, si te sientes fatigado o con sueño a causa de la alergia… la mejor medida es no ponerse al volante y esperar a que pase la pequeña crisis.

En Intertaller se hace uso de cookies con la finalidad de recopilar datos estadísticos anónimos de uso de la web, así como la mejora del funcionamiento y personalización de la experiencia de navegación del usuario. Puede cambiar la configuración u obtener más información sobre nuestra política de cookies aquí.