NOTICIA
02-12-2019

Los beneficios de practicar una conducción eficiente para tu coche... y el planeta

Madrid acoge del 2 al 13 de diciembre la Cumbre del Clima (COP25) y que debía haberse celebrado primero en Brasil y después en Chile. El principal objetivo de esta cumbre es la presentación, por parte de los 196 países participantes, de medidas efectivas en materia de lucha contra el cambio climático que superen en ambición a las acordadas en el Acuerdo de París de 2015 y que se pongan en práctica desde comienzos de 2020.

Todo con la meta de conseguir detener el aumento de la temperatura media del planeta y que los científicos han marcado como objetivo en 1,5ºC como máximo para el siglo XXI.

Los beneficios

¿Y tú? ¿Puedes poner de tu parte para reducir tu impacto en el calentamiento global? Sí. En tu día a día tienes muchas oportunidades. Y una de ellas tiene que ver con tu coche y la conducción. No en vano, practicar una conducción eficiente –sin acelerones ni frenazos, con velocidad constante– disminuye el consumo de combustible una media del 15%, reduce la emisión de CO2 en la misma medida y también la de otras sustancias nocivas para el medioambiente y para la salud. 

¿Sabías que un solo litro de gasolina o gasóleo consumido emite a la atmósfera entre 2,35 y 2,6 kilos de CO2? Pero, además, una conducción inteligente y responsable aporta otros grandes beneficios: más seguridad y confort dentro del vehículo durante la marcha, y un menor desgaste y ahorro en mantenimiento de la mecánica –frenos, embrague, neumáticos, motor, caja de cambios...– de su vehículo.

Consejos para una conducción eficiente

1. No es necesario pisar el acelerador al arrancar: consume carburante inútilmente. La electrónica del vehículo regula las condiciones del encendido.    

2. Utiliza la 1ª para iniciar la marcha, sin abusar del acelerador. Engrana la 2ª marcha tras dos segundos o 5-6 metros recorridos.

3. Acelera de forma progresiva, sin pisar el pedal a fondo. En motores de gasolina, cambia entre las 1.500-2.500 revoluciones; en los diésel, entre las 1.300-2.000 rpm.

4. Utiliza marchas largas a bajas revoluciones el mayor tiempo posible. Pero sin riesgos: debe mantener siempre el control sobre el vehículo y tener capacidad de respuesta en caso de apuro.

5. Conduce a una velocidad lo más uniforme posible, sin acelerar ni frenar innecesariamente. Así el desperdicio de energía y combustible queda limitado.

6. Modera la velocidad. No sólo por seguridad: el aumento de la velocidad implica un aumento mucho mayor del consumo de combustible y hace que este se dispare.

7. Mantén la distancia de seguridad para anticiparte a los imprevistos. No sólo hace nuestra conducción más eficiente, también más segura.

8. Usa el freno motor. En las deceleraciones, levanta el pie del acelerador y deja rodar el vehículo con la marcha engranada. El motor actuará como freno y el consumo será cero. 

9. En las subidas, conviene retrasar –en lo posible– la reducción de marchas y acelerar ligeramente. En las bajadas es más eficiente circular en marchas largas y rodar por inercia, evitando siempre cualquier situación de riesgo.

¿Qué más puedo haber para ahorrar combustible y contaminar menos?

Además de la conducción, otras sencillas precauciones te ayudarán a ser más eficiente:

- Vigila el mantenimiento de tu coche. Un vehículo en óptimas condiciones mecánicas contribuye a la conducción segura y eficiente.

- Comprueba los neumáticos. Una presión adecuada evitará sobregasto de combustible y alargará la vida de sus neumáticos.

- Evita el exceso de carga. El peso extra y los portaequipajes de techo pueden aumentar el consumo hasta un 40%.

- Planifica tu ruta. Te evitarás vueltas innecesarias (que te hagan consumir más combustible). Además, consultar el estado del tráfico te permite evitar atascos con rutas alternativas.

- La calefacción, sólo si es necesaria. Lunetas térmicas, calefacción y, sobre todo, el aire acondicionado incrementan el consumo hasta un 25%.

- Sube las ventanillas. Las ventanas abiertas aumentan la resistencia al avance, lo que sumpone un consumo extra del 5%.

Así que ya sabes: practica una conducción eficiente y cuida tu coche. Con eso también estarás cuidando del planeta. Y para cuidar tu coche ¿dónde mejor que en InterTaller? ¡Encuentra tu InterTaller de confianza!

En Intertaller se hace uso de cookies con la finalidad de recopilar datos estadísticos anónimos de uso de la web, así como la mejora del funcionamiento y personalización de la experiencia de navegación del usuario. Puede cambiar la configuración u obtener más información sobre nuestra política de cookies aquí.